Dos pescadores ayudaron a una ballena con una bolsa de plastico atorada en la la boca.

Michael Riggio e Ivan Iskenderian auxiliaron a una ballena franca austral, en el puerto ubicado en el Estado de Nueva Gales del Sur, en Australia.

Los pescadores narraron que vieron los ojos del animal que demostraban por la red que tenía en la boca.

“No lo podía creer, estábamos riendo, no podía creer lo que estaba pasando”.

La ballena, como agradecimiento, golpeó el agua con una aleta.

Miren el video: