Inicio ¡Wow! Villano Antillano, la rapera trans que visibiliza a las poblaciones LGBT+

Villano Antillano, la rapera trans que visibiliza a las poblaciones LGBT+

1171
Villano Antillano en concierto
Villano Antillano es la rapera trans puertorriqueña que la está rompiendo en el mundo de la música urbana.

¡Mis urbanas! Villano Antillano es una rapera puertorriqueña de 27 años que se ha vuelto famosa en toda Latinoamérica luego de su colaboración con el productor argentino, Bizarrap, en la Music Session #51, que actualmente rebasa las 60 millones de reproducciones.

Debido a la notoriedad de mi Antillano, ahora se ha convertido en una de las reinas del género urbano, y una representante para las poblaciones queer dentro de la música urbana de Latinoamérica.

“Siento que ha sido una súper bendición y estoy encantada con todo lo que está pasando. Nunca me hubiera imaginado el nivel al que llegaría la canción”, declaró la rapera.

“Antes de grabar, no sé cómo se enteraron de que la siguiente iba a ser yo y me escribían mensajes, lo que hacía que me pusiera más tensa. Pero una vez ya hecha, reconozco que estoy contenta con el resultado y que la pasé muy rico”, admitió.

La artista contó que conoció al productor de Buenos Aires gracias a Bad Bunny, quien les presentó durante un evento en Las Vegas. Unos meses después, el propio Bizarrap le propuso realizar una sesión conjunta, que ella aceptó de inmediato.

Antillano quiere ser representante de las mujeres y las poblaciones LGBT+. A través de las letras de su música, aprovecha para hacer crítica hacia una sociedad que todavía está muy lejos de proteger los derechos de las poblaciones LGBT+, y de las mujeres.

“De mí nace un deseo de contar mi historia, de manifestarme tal y como soy y defender lo que soy a través de la música. Para mí es muy importante llegar a tanta gente, que se sientan atraídas por mi propuesta. Especialmente lo noto en chicas, hay como una nueva voz”, afirmó.

Relata que toda su vida ha deseado ser cantante y dedicarse a la música, ya que en su casa “se bebe mucha cultura y arte”. A los 17 años comenzó a componer canciones, pero no fue hasta hace unos tres años cuando decidió publicarlas.

“Empecé a hacer música un poco como terapia, para poder ventilar, hasta cierto punto, todos mis sentimientos y contar mi historia, la historia de mi transición. Escogí el rap porque era el medio perfecto en el que podía expresar mis sentimientos y las metáforas”, detalló.

Aunque le enorgullece ser parte del movimiento de cambio de la música urbana y darle voz a varios colectivos (lo que ha supuesto que sea una de las artistas de referencia para las nuevas generaciones), Antillano confiesa que “siente algo de respeto”.

“Es un orgullo, no te voy a mentir, porque veo cómo las chicas trans de ahora pueden tener referentes que otras generaciones no han tenido, pero a su vez es una responsabilidad. No quiero estar en el punto de mira todo el rato, al fin y al cabo, soy un ser humano que comete errores”, concluyó.

Con información de Agencia EFE