¡Cinco tips para disfrutar al mayate en la cama!

Manas, no sé si ustedas en libertinas ya han dormido con el chacal o mayate, o si de plano están esperanda salir de blanco de su casa, todo es válido, pero quienes ya han amanecido empiernadas con el chacal no me dejarán mentir que hay comportamientos que a veces son molestos, por ejemplo, cuando el mayate ronca muy fuerte, cuando te abrazan a casi asfixiarte, aunque eso depende de qué tan melosa sea una.

Por eso, y porque la vida no debe ser compleja, quiero compartirles 5 tips para que disfruten mucho más al amanecer en las garras del chacal, ¿están listas? ¡Tomen nota, novatas!

5.- ¡No a los celulares en la cama! Ya sé que varias son bien intrépidas y les gusta grabarse mientras hacen groserias suculentas con el mayate, y se vale, pero ¿qué pasa si un día dejamos esos aparatos del demonio lejos de nosotras? Sería maravilloso poder disfrutar de principio a fin con nuestra pantufla, un momento libre de la tecnología, los whats apps, los tweets, los mensajes porno en Instagram, ¡a mi no me engañan! Incluso lo recomienda Chris Brantner, coach del sueña.

4.- ¡Un buen colchón! Ya sé que suena absurdo manas, pero cuando una no duerme en la superficie indicada, es muy complicado descansar o incluso, hacer travesuras con el chacal resulta doloroso e incómodo, por eso, hay que invertirle un poco para echar el brinco, literal, muy a gustooo.

3.- ¡Frazadas separadas! Si, no me dejarán mentir que incluso, aunque una esté muy enamorada, necesita espacio, su pedacito… ¡pero de colcha! Es complicado compartir frazada con alguien, así que para no pelear, cada quien la suya y a la AAADDDAAAA los enojos.

2.- ¡Dormir a la misma hora! Aunque suene increíble, 75 % de las parejas confiesan que no van a la cama al mismo tiempo, por lo que siempre uno interrumpe los sueños húmedos con Maluma Baby del otro, y ¡eso si no, bonita! Una ya bien encarrerada, no se vale que le hagan eso.

1.- ¡Tener sexo antes de acostarse! Un estudio de CQUniversity Adelaide descubrió que tener relaciones sexuales antes de acostarse mejora el sueño. La actividad sexual que conduce al climax libera endorfinas y dopamina, y ambas ayudan a reducir el estrés y calmar el cuerpo. De hecho, el estudio mostró que el 64 por ciento de las personas que tuvieron relaciones sexuales con quien vió el cielo (saben a lo que me refiero), tuvieron un mejor descanso. ¡Habrá que investigarlo!

 

Facebook Comments