Suscríbete y activa notificaciones de nuestro canal de Youtube 👉 Haz click aquí

Así como lo leen caninas.

Un estudio reveló que las parejas gays que adoptan un perro son más sólidas.

Un nuevo estudio descubrió que adoptar un perro mejora las relaciones de las parejas LGBTQ+

Así que si quieres afianzar tu relación con tu vato es hora de adoptar un perrijoUna de las desventajas de adoptar un perro según la investigación es que las parejas que adoptaron experimentaron una disminución de su vida sexual en la cama debido a que los perrijos se suben a la cama y están en medio de ellos.

Otra de las desventajas es al momento de separarse es decidir cómo dice la canción de mi Joy. ¿Quién se queda con el perro?

Fuente: QNews