Suscríbete y activa notificaciones de nuestro canal de Youtube 👉 Haz click aquí

Hijaaaaas e hijoooos del mundaaaa, ya regresé jaja. Resulta y resalta que es importante tocar el tema de ¿SER HOMBRE TRANS puede llegar a darte temor por tu vida? Y creo que es un tema que no solamente en México, sino también en Latinoamérica, es uno de los motivos por el cual los hombres trans se invisibilizan.

Dejen les cuento, manas. Hace una semana – por desgracia – un mayate intentó encerrarme en un sanitario y, con violencia, no me quería dejar salir. Mi salvación fue haber gritado, ya que gracias a ello me escucharon personas y pudieron auxiliarme. Cabe mencionar que el mayate sabía perfectamente que soy un HOMBRE TRANS.

Es muy diferente el compartir la noticia para ustedes sobre asesinatos de hombres trans y transfemicidios a llegar a vivir una situación, en la cual no sabes qué te hará la persona, en verdad te cambia el mundo en su totalidad.

La violencia de género es algo que, hoy en día en México, está siendo tan marcada y visible que es comprensible porque los hombres trans son personas invisibilizadas en México como en Latinoamérica.

La educación sobre la comunidad trans es necesaria para disminuir la violencia, no solamente contra mujeres, también contra los hombres, es decir, contra cualquiera persona trans.

En México, la comunidad LGBTTTIQ ha exigido derechos al país, pero por qué como comunidad no podemos empatizar con las mismas personas que pasan por discriminación o violencia, sea psicológica, emocional y hasta física por la misma sociedad y – en algunos casos – de la misma comunidad LGBTTTIQ.

Porque se exige respeto e igualdad y, a veces, la población LGBTIQ no la da. Se preguntarán por qué digo esto, pues porque el mismo día que sucedió, algunas mujeres trans empezaron a discriminarme por ser un hombre trans y no haberme defendido a golpes contra el mayate, pero aquí la duda es si el mayate hubiera atacado a alguna de ellas, entonces ¿quién pega es hombre y, si no pega, es una mujer?

La sociedad está tan casada con el pensamiento de que si un hombre no golpea es mujer o gay y si una mujer golpea es machorra o trans.