Suscríbete y activa notificaciones de nuestro canal de Youtube 👉 Haz click aquí

Egipto se niega a reconocer la existencia de personas LGBT, pero continúa arrestándolas

El gobierno de Egipto ha dicho que no reconoce la existencia de la sexualidad y la identidad de género, pero continúa arrestando a las personas LGBT + por ser quienes son.

Más de 90 personas LGBT fueron arrestadas en el 2019, por presuntas conductas entre personas del mismo sexo según la ley de libertinaje del país. A pesar de esto, los funcionarios han sugerido que “no reconocen” la existencia de personas queer en absoluto.

A principios de marzo del 2020, varios estados miembros del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas recomendaron a Egipto poner fin a los arrestos y la discriminación de personas LGBT +.

Sin embargo Egipto, se negó a cumplir y sugirió extrañamente que “no reconoce los términos mencionados en esta recomendación”, según La ONG Human Rights Watch.

Human Rights Watch cree que los arrestos “escandalosos” de personas LGBT + en Egipto podrían poner en riesgo su vida en medio de la pandemia de COVID-19.

Esa organización advirtió que la respuesta “escandalosa” podría terminar poniendo en peligro la vida de las personas LGBT + encarceladas injustamente en Egipto a medida que aumenta la pandemia de COVID-19.

Cientos de personas han sido arrestadas en Egipto por su orientación sexual o identidad de género percibida o real, señaló Human Rights Watch.

Egipto comenzó una ofensiva contra las personas LGBT + en 2013 y en los últimos 4 años, las personas queer han sido objeto de agresiones violentas, tortura, exámenes anales forzados y detenciones arbitrarias.

También enfrentan desafíos para acceder a servicios vitales como atención médica, vivienda y educación, y muchos luchan por encontrar trabajo.

A pesar de todo esto, Egipto reclamó recientemente en su tercer Examen Periódico Universal (EPU) con las Naciones Unidas que “defiende los derechos humanos sin discriminación”.

La Comisión Africana de Derechos Humanos y de los Pueblos ha pedido a los estados miembros, de los cuales Egipto es uno, que protejan a las personas LGBT +, pero Egipto no parece estar haciendo caso.

Egipto no tiene una ley específica que prohíba la homosexualidad, sin embargo, el gobierno tiene una serie de disposiciones para penalizar cualquier comportamiento que se considere inmoral.

En octubre de 2017, la policía allanó casas y arrestó a más de 60 personas bajo las leyes de libertinaje después de que un fan de Mashrou ‘Leila ondeara una bandera arcoíris en un concierto en El Cairo.

En 2001, 52 hombres fueron arrestados y acusados ​​de tener sexo gay en un club nocturno flotante en el río Nilo, y algunos de ellos fueron encarcelados por el incidente.

Muchos egipcios piensan que la homosexualidad está mal.

En encuesta del 2013 realizada por el Pew Research Center encontró que el 95% de los egipcios cree que la sociedad no debería aceptar la homosexualidad.

Fuente: HRW